Círculo de Plata: Abel Galvan

Desde 1996, el Premio “Silver Circle” (Círculo de Plata) ha sido Abel Galvanpresentado a algunos de los mejores maestros de la UIC. Los ganadores, quienes son honrados en la graduaciones de sus colegios, recibirán $500 y sus nombres serán añadidos a una lista larga de compañeros distinguidos. Pero lo que le da al premio un significado especial es el comité de selección: los graduados.

En el 2003, Abel Galván llegó a una conclusión. Estaba recibiendo muy poco, si acosa algo, de gratificación en su trabajo actual.

Después de una carrera de más de 20 años en telecomunicaciones, se encontró pensando acerca de lo que verdaderamente quería hacer con el resto de su vida laboral.

“Mis pensamientos seguían trayéndome hacia la enseñanza” dijo Galván, un conferenciante en contabilidad. Después se enfocó en ser maestro.

Investigó y encontró que podía dar clases en la universidad o a nivel de colegio comunitario con una maestría.

Galván se matriculó en el programa de maestría de empresas (MBA por sus siglas en ingles) de la UIC y concluyo en el otoño de 1997. Enseño por la primera vez en su vida en la UIC durante el verano de 1998 y fue contratado al puesto de adjunto hasta que empezó trabajando por tiempo completo en el otoño de 2003.

“En retrospectiva, creo que esto fue una de las decisiones más buenas que he hecho — haciendo lo que me gusta por el resto de mi vida laboral”, dijo Galván.

Hoy, da clases de “Contabilidad Financiera para Estudios de Contabilidad” y dos clases de “Auditoria”. En el pasado, ha dado clases de “Contabilidad para Gobierno y Entidades Sin Fines de Lucro”, “Contabilidad Financiera Avanzada”, “Impuestos Sobre la Renta para Individuos”, y “Contabilidad Financiera” a nivel de posgrado.

Galván dice que los contadores de hoy son altamente responsables por cumplir con los continuos cambios normativos a medida que la economía se globaliza. También son responsables por revisar las transacciones cotidianas en respecto a propósitos financieros y administrativos.

“Sin su talento de grabar, analizar, reconciliar, y revisar esta información, nuestros trabajos de empleados, dueños de negocios, o responsables no sería posible”, dijo él.

Galván viene de una familia Mexicana grande y fue el primero de asistir y completar su educación universitaria. Extrae de su propia experiencia para relatar lecciones de la vida a sus estudiantes, en cuanto ellos mismos deciden la trayectoria de sus vidas.

“Cuando alguien te dice que no puedes, o no debes, hacer algo, es un “desafío a tu motivación” y actualmente te están “atreviendo a continuar”, dice Galván.

¿Su consejo? —  “Siempre apunten alto y aprendan de sus fracasos”.

­— Por Jeff Boynés, jboynes@uic.edu

Categories