Honor del Departamento de Estado vuelve ‘sueño en una realidad’ Para Estudiante

Christopher Kooy

Christopher Kooy, estudiante de pregrado en su cuarto año en el Colegio de Honores, se está especializando en ciencias políticas y español en el Colegio de Artes Liberales y Ciencias. Foto: Jannie Kirby

Gracias a un programa altamente competitivo del Departamento de Estado de E.U., un estudiante de pregrado en su cuarto año inscrito en el Colegio de Honores en la Universidad de Illinois en Chicago esta un paso más cerca de cumplir una aspiración familiar y personal— convertirse en un diplomático.

Christopher Kooy, estudiante de doble carrera en ciencias políticas y español en el Colegio de Artes Liberales y Ciencias, ha sido nombrado uno de los 30 beneficiarios nacionales de la beca de investigación posgrado “Charles B. Rangel”  para estudios  internacionales.

In English

El programa Rangel, administrado por el Ralph J. Bunche Centro de Asuntos Internacionales de la Universidad de Howard, proporciona hasta $37.500 anualmente por dos años de estudios posgrado en asuntos internacionales u otro campo relacionado al trabajo del Servicio Exterior de los Estados Unidos.

Kooy comenzará el programa este verano con una pasantía trabajando con un congresista en la capital estadounidense.

Está en el proceso de aplicar a varias escuelas de postgrado en la costa del este. Él comenzará sus estudios de posgrado el próximo otoño en la política pública o en relaciones internacionales, con énfasis en América Latina.

Kooy, nativo de Dixon, Illinois, tiene raíces familiares en el Perú. Su abuelo materno se trasladó a Lima como un niño para aprender español y conseguir un empleo en la construcción para mantener a su familia. Su madre nació y creció allí y, finalmente, persiguió una carrera en la política extranjera.

“Cuando llegó el momento que mi madre tomara el examen para convertirse en una diplomática peruana pasó brillantemente, pero fue rechazada porque fue considerada demasiada corta en estatura física”, dijo él.

Debido a la violenta guerra civil del Perú, que duró de 1980 a 2000, su familia emigró al norte de Illinois, donde él nació como un peruano-americano de primera generación.

“Toda mi vida, mi familia peruana en broma me llamaba ‘Señor Embajador,’ como una alusión a la historia de nuestra familia”, explicó Kooy. “Pero con el tiempo, se convirtió en mi objetivo personal para cumplir el sueño de mis antepasados y convertirme en lo que mi madre y mi abuelo nunca lograron”.

El  honor de haber recibido la beca Rangel es agridulce para Kooy, cuyo abuelo murió poco antes del semestre del otoño 2017.

“Mientras mi familia y yo lo extrañamos, sabemos que murió sabiendo que yo estaba trabajando hacia esta meta”,  dijo él. “Agradezco a la UIC y a todos los que me ha ayudado en este esfuerzo, porque me ha permitido honrar a mi familia y convertir mi sueño a realidad”.

Durante el verano entre su primer y segundo año de la escuela de posgrado, participará en una segunda pasantía, esta vez con sede en el extranjero en una embajada de los Estados Unidos.

Después de completar la escuela de posgrado, el programa Rangel,  y requisitos de entrada para el servicio exterior, cumplirá un mínimo de cinco años como un oficial del servicio extranjero. Kooy espera involucrarse en la política de los derechos humanos como funcionario político, con un enfoque particular en América Latina.

Sus ambiciones para una carrera en la región implican abordar el tema de los derechos indígenas, particularmente con el acceso a la tierra y propiedad, preservación cultural y lingüística, los derechos políticos e inclusión socioeconómica.

“Mi objetivo sería asegurar que se escuchen las voces de estas personas en la vida pública de los países latinoamericanos y que los gobiernos y las sociedades de estos países estén comprometidos a abordar estas temas”, dijo él.

Un graduado de la secundaria Dixon en 2014, Kooy obtuvo admisión a la UIC vía la beca de honor del presidente, la más prestigiosa beca de cuatro años para cubrir los gastos de vivienda y la colegiatura, otorgado a estudiantes de pregrado en su primer año inscritos en el Colegio de Honores de la universidad.

Mientras en la UIC, Kooy ha estado muy involucrado en actividades extracurriculares y de servicio a la comunidad,  como el ministerio del campus y AmeriCorps Illinois JusticeCorps.

Fue galardonado con el premio de servicio y liderazgo estudiantil del rector en 2016, que reconoce a estudiantes destacados por su liderazgo y su compromiso al servicio público y enlace comunitario.

A través del programa becario para estudiantes de pregrado en la política pública y asuntos internacionales, Kooy asistió a una conferencia intensiva de siete semanas este verano en la Escuela de Asuntos Públicos e Internacionales de Woodrow Wilson en la Universidad de Princeton. Fue nombrado becario del Fondo de Becarios Hispanos (Hispanic Scholarship Fund) en el verano de 2016.

El programa de becas es nombrado para Charles B. Rangel, quien se retiró en diciembre de 2016 después de 23 términos y 46 años representando a la gente de la Ciudad de Nueva York como un miembro demócrata de la cámara de representantes de los Estados Unidos.